POESIA PALMERIANA

Los poetas somos como los leones, después de que nos disparen podemos lanzar nuestras garras. Página administrada por el poeta Ramón Palmeral, Alicante (España). Publicamos gratis portadas de los libros que nos envían. El mejor portal de poetas hispanoamericanos seleccionados. Ramón Palmeral poeta de Ciudad Real, nacido en Piedrabuena.
Contacto: ramon.palmeral@gmail.com

jueves, 24 de diciembre de 2015

ESTÁIS HACIENDO LLORAR AL POETA, por Juan Antonio Urbano

La voz de 'espejo de alicante' La Verdad de Alicante

ESTÁIS HACIENDO LLORAR AL POETA

Sólo se oía el silencio. Era de noche. La Luna ponía música a la oscuridad e iluminaba un árbol que mostraba su silueta al infinito. Bajo el árbol, unas figuras dormían. Sobre el árbol, mucho más arriba... las estrellas, puntos de libertad. Más allá, sobre un montículo, ocupando la penumbra, una figura. Tosca. No muy grande. El pelo alborotado y negro. La cara ancha y angulosa. Los ojos... perdida la mirada, hablan a la Luna en el firmamento.
Se levanta sobre las plantas de sus pies. Y se ve una figura al trasluz, en una altura, a la media noche. Baja rápido hasta el árbol, se arrodilla sobre la sombra de una muchacha, , y con una mano ruda como el pedernal le coge la cara y la mira, en su rostro ve la luna. Gruñe, no sabe sonreír, y gruñe como una sonrisa. Nació el primer poema.
Un grupo de... hombres... -eran hombres, porque ya tenían un poeta- caminaban bajo aquel sol que amanecía. Sin saber que la tierra gira, sin saber qué es el sol... Un pequeño grupo de sabios se acerca a la laguna, entre frutos silvestres y peces de aceituna.
Y una mano ruda, coge una cara joven de muchacha, y aunque es de día, vuelve a ver la Luna.
Así, os aseguro que nacieron los sentimientos humanos, esos que hicieron surgir la sensibilidad y la poesía.
Miles de años después, el hombre poeta crece llorando porque el mismo hombre mata esa sensibilidad que dio humanidad al ser humano.
Miles de años después el viento esparce los versos. Y entre los versos rotos le sorprendió una ráfaga. Balbuceó tirado entre la acera y su casa. Su último pensamiento de alquitrán fue ella. Sintió en su cuerpo las dentelladas de una ráfaga. Fue la última bocanada de amor. El mensajero: el viento de la mañana.
La Tierra está llena de flores negras de negro hierro. Son columnas de humo vistas desde el cielo. Almas negra con capucha de terror y desconcierto siembran los pasos de miedo. Van matando a los hermanos que caminan en el silencio. Atraviesan las barreras para imaginar con atentados cómo será el fin del infiel occidente que bosteza y duerme. Y que, para defender sus democracias atascadas se levantan alzando el tridente que vuela por los aires del cielo cargando su puntería con fuego.
En las duras batallas del orbe los gemidos de las razas acongojan, hablan los soldados y sus armas... Nunca había sentido las caricias punzantes de la conciencia abandonada en las rotas calles de la mismísima nada. Los cuerpos apilados se mezclan de sangre y grasa. Noche negra. Columnas brillantes de fuego. El apocalipsis canta entre los sueños. Las casas lloraban ensangrentadas de miedo. Los habitantes son humo flotando en el cielo.
Caminando entre los laberintos que acentúa el tiempo arrastran los tobillos sin esperanza, sus sombras como perros en el desierto. Sujetan las almas con sus ojos clavados en la mísera arena del suelo. El sabor de la amargura alimenta el viento que degustan con fruición los buitres de hielo. Las hienas de la tarde rompen con fuego los campamentos de refugiados, niños que juegan con el miedo de los hombres y mujeres que perdieron el néctar de sus sueños entre la mirada inexpresiva y ausente de sus muertos. Su historia y su pasado no existen, son carne masticable de periódico, anécdotas de televisión con langostinos, imágenes entre vino blanco y fresco.
Y vuelven a hablar los obuses. Andan los muertos callados, alfombran las calles de sangre y verde. Los cascos en los que antes hubo flores... ahora cubren las calaveras de la muerte. El poeta arranca con los dientes los adoquines del asfalto e inunda el suelo de lágrimas. Arrastra su cuerpo por la calle; siente cómo se lo arrancan de cuajo cuando la sirena de blanco aúlla espanto llena de cadáveres. Solloza de tanto dolor bajo la luna llena sentado en el frío portal de una calle vacía y negra. Han roto los sueños inocentes del alba gris rayas de fuego que rasgan el cielo ensangrentado. Los silbidos que vuelan, despiertan los tímpanos del miedo. Explosiones, llamas y edificios con los huesos rotos. El rey de los infiernos conquista la ciudad.
Eran hombres porque ya tenían un poeta, semilla de la humanidad y la poesía. Hoy su sabiduría permanece callada en el fondo de las conciencias.
¿POR QUÉ ESTÁIS HACIENDO LLORAR AL POETA?

miércoles, 23 de diciembre de 2015

Crónica de Carlos Bermejo. Presentación de la novela "El cazador del arco iris" de Ramón Fernández Palmeral






   Crónica de Carlos Bermejo

    En la tarde de hoy martes, veintidós de diciembre, hemos asistido en nuestro CENTRO DE ARTE,  a la presentación de la nueva novela de RAMÓN FERNÁNDEZ PALMERAL, titulada “EL CAZADOR DEL ARCO IRIS”, que ha comentado por medio de una extraordinaria y extensa sinopsis, la escripintora PILAR GALÁN.
 Abrió el acto de presentación, CARLOS BERMEJO, secretario de la Asociación y coordinador de talleres, que se limitó por medio de breves  palabras, a dar paso a la presentadora:
“Queridos amigos y compañeros
 Hoy nuestra Asociación se congratula de poderos ofrecer en vivo y en directo, el alumbramiento a la luz pública de un nuevo libro de nuestro querido y admirado compañero, RAMÓN FERNÁNDEZ PALMERAL,  el escripintor e intelectual  más activo de todos los que cultivan y divulga la cultura entre nosotros, del que no voy a argumentar con datos de su asombroso curriculum cultural y artístico, tal aseveración por mi parte,  pues lo  doy por sabido de todos vosotros.
    Para presentar el alumbramiento, viene otro pilar  de hecho y de nombre de los escripintores de nuestra Asociación: nuestra muy  querida y no menos admirada, PILAR GALAN, que ella, como filóloga y profesora de Lengua y Literatura Castellana; escritora y  poetisa; voraz lectora y correctora de textos, es quien mejor podrá desvelarnos y desenredar el misterioso nudo endogámico de la saga familiar de “los Simontes” en la que ha nacido el autor y el libro que Pilar  nos presenta”.
    A continuación tomó la palabra, PILAR GALÁN, prodigio del buen decir en el habla castellana de su Valladolid natal, y de mejor sintetizar las cuatrocientas cincuenta páginas de la novela que se presentaba, por medio de una sinopsis que merecía figurar en la antología de éste género  habitual de las contraportadas, que encaró a pelo montada en el lirismo de su prosa poética que nos encandilo a los que ya la conocemos y que, seguramente, fue un descubrimiento para quien le era desconocida.
      Retrato a Ramón con calificaciones tales como: “Ramón es la  palabra y la imagen intuitiva y genial, lanzada como un dardo certero al alma de quien se le pone a tiro. Un artista genuinamente auténtico; en  él no hay dobleces, ni en su persona ni en su magnífica obra, por eso nos llega tan directa al corazón. Ramón en un ser vitalista, un ser puro con sus luces y sus sombras. Por eso ha sabido crear ese estilo tan personal que le identifica plenamente y que es tan difícil de lograr para un artistas. En “El cazador del arco iris” encontramos al Palmeral auténtico y genuino, con ese estilo barroco y ornamental, a la vez tan sencillo y puro. Con el empleo de metáforas surrealista, deja volar su prodigiosa pluma, que tiene ecos de García Lorca, andaluz como él. A la vez espontaneo y natural, apegado a los dichos del pueblo y a veces se muestra tan  filósofo y dogmático como Seneca, con  ese cierto estoicismo de adaptación a la adversidad, y sin perder la calma nunca.”
    Luego paso a estudiar la obra, de la que dijo que utiliza la leyenda del arco iris, por cuyas bases  de luz se podía ir  y regresar de los cielos. De allí ha regresado José Ramón Fernández, y es su hijo, Ramón, Ramoberto en la novela, el depositario y el narrador de su mensaje. José Ramón, despierta en su aldea de nacimiento Acebumeya, nombre ficticio, pero lugar real que pertenece a Málaga. Este recurso, ya utilizado por escritores como Juan Benet, es el lugar donde sitúa a los personajes. También lo vemos en García Márquez, en su novela “Cien años de soledad”. Y la saga de la familia de “los Simontes” tiene cierto paralelismo con la de “los Buendía” de García Márquez.
     Y este tenor Pilar, ha ido desgranando episodios de la novela, donde se mezcla episodios fantásticos, divertidos y pasionales, en un ciclo completo de una cultura y un mundo marcado por las difíciles condiciones en las que viven los personajes, entre los años de mediados del siglo XIX hasta el 2013. Todo sucede en un tiempo lejano y mágico, donde hombres y naturaleza estaba en estado puro.
     Finalizó diciendo que “Ramón, ha logrado con esta novela,  crear un estilo propio, envolvente, audaz, lleno de dinamismo y fuerza, que desde la primera página del libro nos seduce y a nadie deja indiferente”

     Y ya tomó la palabra el autor, para de forma prolífica y por medio de la proyección de diapositivas, situar paisaje y paisanaje, etnográfica e historicistamente, en el lugar donde se desarrolla la acción, utilizando los recursos del buen narrador, que no es uno sino varios que se solapan en el tiempo y “en un mundo propio donde nada es lo que parece, ni parece lo que es”, en la que el autor nos demuestra una vez más su imaginación narrativa para convertir la realidad en ficción, adentrándose en un lugar por donde vagan sus ancestros y el mismos, pues se trata de una novela coral y autobiográfica, en la que la endogamia que se da en un pueblo aislado del mundo, donde las familias viven y procrean entre ellos, “como hacían antaño las familias reales”, señaló Ramón para justificar el cruce de los Fernández, que ha dado lugar a unos cuantos cientos de ellos y a los dobles apellido iguales, que dicho sea de paso, nuestro autor ha trastocado su segundo Fernández, en el Palmeral que él esta inmortalizado en su condición de escripintor.

 Tras la presentación, Palmeral firmo y dedico numerosos ejemplares del  libro, a parte de los asistentes pues no hubo para todos.
Carlos Bermejo Coordinador de Talleres de la AAA
Alicante, 22 de diciembre de 2015

Libro editado por AMAZON, en Gran Bretaña. Ventas por Internet 
 

domingo, 20 de diciembre de 2015

Biografía del hispanista Gerald Brenan en inglés.

Gerald Brenan
Gerald Brenan, the elder son of Hugh Brenan, subaltern in the Royal Irish Rifles, and his wife, Helen Graham, was born on 7th April 1894 at Sliema, Malta. He spent most of his childhood in South Africa and India. According to his biographer, "Gerald was a precocious, imaginative little boy, and devoted to his mother, who stimulated his love of books and his interest in history, travel, and especially botany."
Brenan won a scholarship to Radley College. His father insisted he went to Sandhurst Military Academy but at seventeen he left to travel around Europe. One of the women who knew him at the time commented: "As a young man Brenan was tall, sparely built, and agile; he had straight fair hair and small, nearly black eyes set wide apart in a face that was expressive and charming rather than good looking." On the outbreak of the First World War he was commissioned into the 5th Battalion Gloucester Regiment and served on the Western Front at Ypres, Passchendaele, and the Somme. While in the army he met Ralph Partridge, and the two men became great friends. A brave soldier, he won the Military Cross and the Croix de Guerre during the war.

In 1919 Brenan decided to move to Spain and rented a little house in the village of Yegen in the Alpujarras district of the province of Granada. According to his biographer: "Here he began life in his adopted country, devoting himself to reading, walking immense distances in the mountains, and writing quantities of long and brilliant letters." Gretchen Gerzina, has argued: "His family was strongly opposed to what they viewed as a lazy, pointless existence and he was given little financial support. Spain was inexpensive, and he therefore packed up his books and set out for a monastic life of study and writing in the remote regions of Andalusia on 13 January 1920. Yegen was poor but visually stupendous. At 4,000 feet above sea level, one could see the Sierra Nevada chain of mountains rising behind it. Streams ran down the hillsides, and houses seemed suspended along the incline. It was full of light and air, with wonderful colours, and at night the stars were brilliant and multitudinous."

Brenan was a regular visitor to Mill House, the home of Ralph Partridge, Dora Carrington and Lytton Strachey, when he was in England. Brenan later described an early visit: "Carrington came to the door and with one of her sweet, honeyed smiles welcomed me in. She was wearing a long cotton dress with a gathered skirt and her straight yellow hair, now beginning to turn brown, hung in a mop round her head. But the most striking thing about her was her eyes, which were of an intense shade of blue and very long-sighted, so that they took in everything they looked at in an instant. Passing a door through which I saw bicycles, we came into a sitting room, very simply furnished, in which a tall, thin, bearded man was stretched out in a wicker armchair with his long legs twisted together. Carrington introduced me to Lytton who, mumbling something I did not catch, held out a limp hand, and then led me through a glass door into an apple orchard where I saw Ralph, dressed in nothing but a pair of dirty white shorts, carrying a bucket."

Brenan got on very well with Lytton Strachey and he introduced him to Virginia Woolf, Leonard Woolf, Vanessa Bell, Clive Bell, John Maynard Keynes, E. M. Forster, Duncan Grant, David Garnett, Roger Fry, Desmond MacCarthy, Arthur Waley and other members of the Bloomsbury Group. Another member, Frances Marshall, later recalled in her autobiography, Memories (1981): "They were not a group, but a number of very different individuals, who shared certain attitudes to life, and happened to be friends or lovers. To say they were unconventional suggests deliberate flouting of rules; it was rather that they were quite uninterested in conventions, but passionately in ideas. Generally speaking they were left-wing, atheists, pacifists in the First World War, lovers of the arts and travel, avid readers, Francophiles. Apart from the various occupations such as writing, painting, economics, which they pursued with dedication, what they enjoyed most was talk - talk of every description, from the most abstract to the most hilariously ribald and profane."
Ralph Partridge married Dora Carrington in May 1921. Dora wrote to Lytton Strachey on her honeymoon: "So now I shall never tell you I do care again. It goes after today somewhere deep down inside me, and I'll not resurrect it to hurt either you or Ralph. Never again. He knows I'm not in love with him... I cried last night to think of a savage cynical fate which had made it impossible for my love ever to be used by you. You never knew, or never will know the very big and devastating love I had for you ... I shall be with you in two weeks, how lovely that will be. And this summer we shall all be very happy together."

In 1924 Strachey and Partridge bought Ham Spray House in Ham, Wiltshire, where a studio was made for Carrington and a library for Strachey. Julia Strachey, who visited her at Ham Spray, recalls: "From a distance she (Carrington) looked a young creature, innocent and a little awkward, dressed in very odd frocks such as one would see in some quaint picture-book; but if one came closer and talked to her, one soon saw age scored around her eyes - and something, surely, a bit worse than that - a sort of illness, bodily or mental. She had darkly bruised, hallowed, almost battered sockets."
Gerald Brenan by Dora Carrington
Gerald Brenan by Dora Carrington
Although he continued to live in Yegen, whenever he was in England he stayed in Ham Spray House. A friend, Frances Marshall later recalled: "Gerald Brenan, a great friend of Ralph's from the war, and here it was that Gerald and Carrington - who had met before, and indulged in a light flirtation - finally fell in love." Gretchen Gerzina, the author of A Life of Dora Carrington: 1893-1932 (1989), has argued: "Gerard agonised. Wanting more than anything to make love to her, he feared that importance would overcome him, causing not only sexual failure but embarrassment. He spent the night awake and miserable, and early the next morning crept down to her room to explain himself. Sitting unhappily on the edge of Carrington's bed, he found her completely understanding and sympathetic."
They became lovers. Brenan's biographer has argued: "His love affair with Dora Carrington was far the most serious in his life, producing as it did an enormous two-way correspondence, some ecstasy, and considerable unhappiness on both sides. Otherwise he was obsessed by sex, and inhibited by fears of impotence. A stream of prostitutes, hippies, and peasant girls occupied his agitated thoughts and feelings and directed his travels."
Gerald Brenan and Dora Carrington
Gerald Brenan and Dora Carrington
Dora Carrington continued to write to Gerald Brenan but decided she did not want to continue their sexual relationship. When he complained she replied on 19th March, 1925: You are again I see going to press in a direction which will cause difficulties. Every sentence of your post script confirms what I felt only too acutely last winter. That by becoming your lover I would make the situation more difficult. Because the responsibilities would be greater. Since our relations are circumscribed because my life is so arranged that I can only give you a small portion of it it is a very difficult matter the arranging of that portion... I tell you there are few things that hurt me more than to think I am cared for just because of sex. The whole difficulty in my relation with Mark Gertler was always that he could take little interest in seeing me unless he made love... If you find no point in seeing me because you cannot make love to me, you have only not to see me. But I refuse to be intimidated by your saying before hand you are going to make a scene. You know making you unhappy doesn't give me pleasure."
In another letter dated 21st September 1925, Carrington argued: "It is simply another proof of our fundamental difference of character. I wish to bury the past, you have an infinite capacity for investigating it. I do not believe any particular circumstances made our relation impossible. It was rather my predestined inability, (which whenever I think of my past life is forced upon me), to have any intimate relations with anyone. I believe I am a perfect combination of a nymphomaniac and a wood-nymph! I hanker after intimacies, which another side of my nature is perpetually at war against. Lately, removed from any intimacies, causing no one unhappiness and having no sense of guilt I have felt more at peace inside myself than I have ever felt before." Brenan replied that the sex act was a natural outgrowth of mutual fondness, that one "cannot separate in this way the intellectual and the physical." However, she disagreed and that aspect of their relationship came to an end.
Gerald Brenan returned to Spain where he was visited by Lytton Strachey, Dora Carrington, Virginia Woolf, Leonard Woolf, Ralph Partridge, Bertrand Russell, Dora Russell, V. S. Pritchett, Roger Fry and David Garnett. His biographer, Frances Partridge, later claimed: "At his best a brilliant and amusing talker, Brenan's character was full of contradictions: he had a great capacity for prolonged and concentrated study as well as outstanding intelligence and originality in the interpretation of its results; he would often work far into the night, but he might collapse many times in a month with what he called flu".

In 1930, while in Dorset, he met the American poet and novelist Gamel Woolsey. At the time she was involved in a passionate affair with the husband of Alyse Gregory. In 1931 they married in Rome and went to live in Spain. Brenan had one child, a daughter, Miranda, whose mother was Juliana Pellegrino, an unmarried girl from Yegen.
Lytton Strachey died of undiagnosed stomach cancer on 21st January 1932. His death made Dora Carrington suicidal. She wrote a passage from David Hume in her diary: "A man who retires from life does no harm to society. He only ceases to do good. I am not obliged to do a small good to society at the expense of a great harm to myself. Why then should I prolong a miserable existence... I believe that no man ever threw away life, while it was worth keeping."
Frances Marshall was with Ralph Partridge when he received a phone-call on 11th March 1932. "The telephone rang, waking us. It was Tom Francis, the gardener who came daily from Ham; he was suffering terribly from shock, but had the presence of mind to tell us exactly what had happened: Carrington had shot herself but was still alive. Ralph rang up the Hungerford doctor asking him to go out to Ham Spray immediately; then, stopping only to collect a trained nurse, and taking Bunny with us for support, we drove at breakneck speed down the Great West Road.... We found her propped on rugs on her bedroom floor; the doctor had not dared to move her, but she had touched him greatly by asking him to fortify himself with a glass of sherry. Very characteristically, she first told Ralph she longed to die, and then (seeing his agony of mind) that she would do her best to get well. She died that same afternoon."

Gerald Brenan wrote to Alix Strachey about the death of Dora Carrington: " It was proved (at the inquest) that her last letter to Ralph, found in the drawer, was written within three days of that Friday. Then instead of wearing her own yellow dressing gown, she put on Lytton's purple one and died in that. It was a kind of ritual act... She killed herself mainly, I think, to emphasise the importance of Lytton's death but time races away from that Friday and soon very few people will ever remember it. I do not know whether great tragic acts occur out of literature, but this, I feel, was not one but something childish and thoughtless and pitiful. Or perhaps it is merely that I am obliged to go on reproaching her - for the last act as for so many other acts of her life."
Brenan's first book, the picaresque novel, Jack Robinson, was published in 1933. This was followed by The Spanish Labyrinth: An Account of the Social and Political Background of the Spanish Civil War (1943), The Face of Spain (1950), The Literature of the Spanish People (1951) and South from Granada (1957). He then produced two volumes of autobiography: A Life of One's Own: Childhood and Youth (1962) and Personal Record: 1920-72 (1974).
Gerald Brenan died in Alhaurín el Grande on 19th January 1987.

sábado, 19 de diciembre de 2015

Video You Tube. Rincón del Poeta Alicante, Sábado 19 de diciembre 2015

Y AYER SÁBADO [19 de diciembre 2015], TAL Y COMO LLEVABA VARIAS SEMANAS ANUNCIANDO, ME PLANTÉ EN UN TROCITO DE CALLE LLAMADA GOLFÍN SITUADA A MITAD DE LA CALLE SAN FRANCISCO CON TODA MI GENTE DE CRISÁLIDA, EL APOYO DE RICARDO PICÓ Y SU PLATAFORMA DE DIVERSIDAD INTERCULTURAL Y OTROS MIEMBROS DE OTRAS ASOCIACIONES QUE SE UNIERON A MI EMPEÑO XOMO EL GRUPO MIGUEL HERNÁNDEZ Y AUCA, CON MICROFONOS, EQUIPOS, GUITARRAS Y PIANO PARA REIVINDICAR LA RECUPERACIÓN DE LO QUE UN DIA SE LLAMÓ “EL RINCÓN DE LOS POETAS” Y QUE HOY DA VERDADERAMENTE PENA CONTEMPLAR. Y ALLI ESTUVIMOS, DESDE LAS 12 A LAS DOS DE LA TARDE HACIENDO MÚSICA, POESÍA Y BAILE A PLENO PIE DE CALLE COMO HICIMOS ANTERIORMENTE DURANTE TRES AÑOS CADA PRIMER DOMINGO DE MES, SOLO QUE CON LOS POEMAS SUSTITUIDOS CON GRAFITIS Y SIN ESE PUNTO DE LUZ QUE DURANTE TRES AÑOS SOLICITAMOS AL AYUNTAMIENTO, PERO QUE AFORTUNADAMENTE EN ESTA OCASIÓN NOS CEDIO TAN AMABLEMENTE UNO DE LOS COMERCIOS DE LA CALLE.

FUERON MUCHOS LOS ARTISTAS QUE UNA VEZ MAS ACUDIERON A MI LLAMADA, LA MAYORIA YA VETERANOS EN ESTE RINCÓN Y OTROS QUE POR PRIMERA VEZ LO VISITABAN. QUIERO DARLES LAS GRACIAS A TODOS Y CADA UNO DE ELLOS. NO QUISIERA OLVIDAR A NADIE CONCHITA FERNÁNDEZ, CARMEN ROBLES, MARIA DOLORES LÓPEZ, DOLORES BOTELLA, RICARDO PICÓ, JUAN RAMÓN PRIETO, MERCEDES SANCHIS, ESTER ALONSO, MARI FERRÁN LA PIBA DEL TANGO, GEMMA, ERNESTO PITA, RAMÓN PALMERAL, JOSE ANTONIO CHARQUES, NÉMORA FERNÁNDEZ, ASLEY GARCÍA, RUBÉN LIDÓN, JUAN JESUS, MANOLO CONDEVOLNEY, Y CARMEN Y DANTE QUE NOS REGALARON UN BAILE EXCEPCIONAL. TODOS ELLOS JUNTO A UN PUBLICO NUMEROSO ME AYUDARON A RECUPERAR LA ESPERANZA DE QUE ESE RINCÓN VUELVA A TENER PRONTO LA MAGIA QUE ANTES TENIA. SE QUE ES NO SOLO EL DESEO MIO SINO EL DE TODAS LAS PERSONAS QUE HOY ESTUVIERON ALLI Y LAS DE OTROS MUCHOS QUE NO PUDIERON VENIR PERO IGUAL ESTABAN CON NOSOTROS, Y ESPERAMOS QUE PRONTO SE CUMPLA. Conchi Izquierdo.

Recuperación del Rincón del Poeta de Alicante en calle Golfin.




(José Antonio Charques y Ramón Palmeral)



(Ramón Palmeral recitó sonetos de Miguel Hernández)
(Ramón Palmeral y Ricardo Picó)


 Por el empeño de Conchi Izquierdo y Ricardó Picó, esta mañana 19 de diciembre con un día espléndido, se ha dado un recital-muscal, con la asistencia de numeroso pública y entusiastas.Hemos de recuperar este entorno cultural para la ciudad de Alicante, que se inauguró hace cuatro años.
Despues de un tiempo de ausencia el entorno ha sido degrada por los analbafetos grafiteros alicantinos. Unas plaga que se ha cargodo el entorno. Pero nunca es tarde, y pedimos al Ayuntamiento de Alicante que lo limpie todo y vuelva a dejarlo como estaba.
..........................
Y AYER SÁBADO,
FUERON MUCHOS LOS ARTISTAS QUE UNA VEZ MAS ACUDIERON A MI LLAMADA, LA MAYORIA YA VETERANOS EN ESTE RINCÓN Y OTROS QUE POR PRIMERA VEZ LO VISITABAN. QUIERO DARLES LAS GRACIAS A TODOS Y CADA UNO DE ELLOS. NO QUISIERA OLVIDAR A NADIE
CONCHITA FERNÁNDEZ, CARMEN ROBLES, MARIA DOLORES LÓPEZ, DOLORES BOTELLA, RICARDO PICÓ, JUAN RAMÓN PRIETO, MERCEDES SANCHIS, ESTER ALONSO, MARI FERRÁN LA PIBA DEL TANGO, GEMMA, ERNESTO PITA, RAMÓN PALMERAL, JOSE ANTONIO CHARQUES, NÉMORA FERNÁNDEZ, ASLEY GARCÍA, RUBÉN LIDÓN, JUAN JESUS, MANOLO CONDEVOLNEY, Y CARMEN Y DANTE QUE NOS REGALARON UN BAILE EXCEPCIONAL.
TODOS ELLOS JUNTO A UN PUBLICO NUMEROSO ME AYUDARON A RECUPERAR LA ESPERANZA DE QUE ESE RINCÓN VUELVA A TENER PRONTO LA MAGIA QUE ANTES TENIA. SE QUE ES NO SOLO EL DESEO MIO SINO EL DE TODAS LAS PERSONAS QUE HOY ESTUVIERON ALLI Y LAS DE OTROS MUCHOS QUE NO PUDIERON VENIR PERO IGUAL ESTABAN CON NOSOTROS, Y ESPERAMOS QUE PRONTO SE CUMPLA.
19 de diciembre de 2015, TAL Y COMO LLEVABA VARIAS SEMANAS ANUNCIANDO, ME PLANTÉ EN UN TROCITO DE CALLE LLAMADA GOLFÍN SITUADA A MITAD DE LA CALLE SAN FRANCISCO CON TODA MI GENTE DE CRISÁLIDA, EL APOYO DE RICARDO PICÓ Y SU PLATAFORMA DE DIVERSIDAD INTERCULTURAL Y OTROS MIEMBROS DE OTRAS ASOCIACIONES QUE SE UNIERON A MI EMPEÑO XOMO EL GRUPO MIGUEL HERNÁNDEZ Y AUCA, CON MICROFONOS, EQUIPOS, GUITARRAS Y PIANO PARA REIVINDICAR LA RECUPERACIÓN DE LO QUE UN DIA SE LLAMÓ “EL RINCÓN DE LOS POETAS” Y QUE HOY DA VERDADERAMENTE PENA CONTEMPLAR. Y ALLI ESTUVIMOS, DESDE LAS 12 A LAS DOS DE LA TARDE HACIENDO MÚSICA, POESÍA Y BAILE A PLENO PIE DE CALLE COMO HICIMOS ANTERIORMENTE DURANTE TRES AÑOS CADA PRIMER DOMINGO DE MES, SOLO QUE CON LOS POEMAS SUSTITUIDOS CON GRAFITIS Y SIN ESE PUNTO DE LUZ QUE DURANTE TRES AÑOS SOLICITAMOS AL AYUNTAMIENTO, PERO QUE AFORTUNADAMENTE EN ESTA OCASIÓN NOS CEDIO TAN AMABLEMENTE UNO DE LOS COMERCIOS DE LA CALLE.

viernes, 18 de diciembre de 2015

Segunda edición corregida y ampliada "Miguel Hernández, el poeta del pueblo". Biografía





(Ramón Fernández Palmeral con un ejemplar de su libro)

 He recibido el primer ejemplar la segunda edición corregida y ampliada.  Miguel Hernández, el poeta del pueblo (40 artículos).

Venta de la nueva edición en AMAZON. Para los qaue no se pueden permitir pagar 18.09€ por la edición impresa (380 páginas) le recomiendo la versión digital po 5.6 €.
http://www.amazon.es/Miguel-Hernandez-poeta-del-pueblo/dp/150884321X

A tu hijoscon Reyes  no le regales armas, regálale libros.

jueves, 17 de diciembre de 2015

Recital en el Rincón del Poeta. Sábado 19 de diciembre a las 12 hora. Organiza Conchi Izquierdo



El Rincón del Poeta se encuantra situado entre las calles Gerona y las Setas, en calle Golfín, lugar de nacimiento de nuestro comediógrafo Arniches.  Los poetas alicantinos nos reuniremos aquín para el recital de Navidad. Esperamos la asistencia de los aficionados a la poesía.

miércoles, 16 de diciembre de 2015

Presentación de la novela "El cazador del arco iris", 22 diciembre a las 19 h. en Centro de Arte (Alicante)

                                                        PORTADA DE LA NOVELA
                                                        RAMÓN FERNÁNDEZ PALMERAL  (Autor)
                                    PILAR GALAN (Poetisa y escritora) PRESENTADORA

El martes dia 22 de diciembre a las 19 horas, se va a presentar al público en nuestro CENTRO DE ARTE,  un nuevo libro de RAMÓN FERNÁNDEZ PALMERAL. Se trata de una novela editada por AMAZON, con el título “EL CAZADOR DEL ARCO IRIS”, con la que nuestro compañero hace una incursión en ese género narrativo, para contarnos una historia por medio de varios narradores que se solapan en el tiempo y “en un mundo propio donde nada es lo que parece, ni parece lo que es”,  en la que el autor nos demuestra una vez más su imaginación narrativa para convertir la realidad en ficción,  adentrándonos  en un lugar por donde vagan  sus ancestros y él mismo, pues se trata de una novela coral autobiográfica.
 La presentación estará a cargo de  nuestra compañera, PILAR GALAN GARCIA, licenciada en Filología Románica, profesora de Lengua y Literatura Castellana, poetisa y escritora.
Carlos Bermejo

                                           SINOPSIS
                                                   
“El cazador del arco iris” es una obra narrativa con elementos poéticos y cierto realismo mágico, es la saga de familia de “Los Simontes”,  unos vecinos de Acebumeya (Málaga), la aldea donde suceden cosas extrañas, rodeadas de un mundo mágico y supersticiones, alcanza cotas de un lirismo inusual en estos tiempos de literatura de consumo. Combina curiosas anécdotas con reflexiones filosóficas con análisis subjetivos de un tiempo pasado, donde no existían medios de comunicación como los teléfonos móviles, ni  electricidad, ni otras comodidades actuales.
          El narrador es un vecino que ha vuelto a la vida de los sentidos y al recuerdo de su biografía desde su nacimiento hasta su vejez, poeta de la palabra, pero también es un historiador ocasional que nos aproxima a los moriscos que vivieron en Acebumeya y Frigiliana del S. XVI, repasando la Guerra del Norte de África en el Rif y Melilla, la II República, la dictadura de Franco y la dura posguerra vivida por un Guardia Civil, el maquis,  y la democracia de las luces en color al final de terribles años en blanco y negro.
          Con un estilo ameno y prosa de fácil lectura, el narrador nos va sorprendiendo continuamente en un mundo propio donde  nada es lo que parece, ni parece lo que es. Dilata al máximo su capacidad de percepción de la realidad y de la observación llevando a cabo un análisis de su entorno familiar y mental con una investigación profunda de las posibilidades del lenguaje y los giros narrativos donde aparecen otros narradores, lo que da a la obra una segunda perspectiva.


Libros a la venta en AMAZON

lunes, 14 de diciembre de 2015

"Miguel Hernández, el poeta del pueblo 40 aríiculos". (Segunda edición corregida un ampliada)

 Coincidiendo con la segunda edición corregida a ampliada de mi Libro "Miguel Hernández, el poeta del pueblo (40 artículos)", la prestigiosa revista LETRALIA de las letras hispanas de Venezuela, ha insertado una reseña en sus magazin semanal del 11 de diciembre 2015.

Autor Ramón Fernández Palmeral
Edición de Amazon USA.

Comprar la version digital Kindle o impresa en AMAZON
http://www.amazon.es/Miguel-Hernandez-poeta-del-pueblo/dp/150884321X

LETRALIA. Tierra de letras de Venezuela:

http://letralia.com/recomendamos/2015/12/11/miguel-hernandez-el-poeta-del-pueblo-en-40-articulos-de-ramon-fernandez-palmeral/

domingo, 13 de diciembre de 2015

La tarde inmeredida. Mi novia sevillana






 Mi novia sevilllana.


La luz amarillenta del atardecer
y el olor de las biznagas
eran un atributo de la felicidad,
y ella,
mi novia,
iba a surgir como un regalo inmerecido.

Su mirada limpia y esquiva
era la tarde misma llena de luces reflejadas
en los lejanos edificio que como
estrellas audaces se plantaba en mi camino.

Pero tú de nuevo me rescatabas
de este lago de la angustia,
cada tarde cuando te esperaba
en la esquina de tu casa.

Allí estaba yo expuesto a las miradas
Allí estaba yo impaciente
Allí estaba yo firmes sin perzas
hasta que llegaba ella, mi novia sevillana.


Ramón Palmeral

jueves, 10 de diciembre de 2015

Tratado de Almizra. Campo de Mirra (Alicante) 1244.

Tratado de Almizra


Límites del Tratado de Almizra.
El Tratado de Almizra es un pacto de paz firmado el 26 de marzo de 1244 entre la Corona de Aragón y la Corona de Castilla que fijó los límites del Reino de Valencia. Lo acordaron Jaime I de Aragón y quien más tarde sería su yerno, el infante Alfonso de Castilla y futuro rey Alfonso X el Sabio. En el tratado se estipuló que las tierras al sur de la línea Biar-Busot-Villajoyosa quedaran reservadas a Castilla.
Este nuevo pacto se origina en el constante incumplimiento por ambas partes de los anteriores tratados, el Tratado de Tudilén (1151) y el Tratado de Cazola (1179); concretamente la cláusula que ambas partes vulneran es la siguiente: Que ninguno de los dos quite o disminuya al otro algo de la parte a cada uno asignada, ni de otro modo uno de los dos maquine astutamente algún obstáculo contra la ya dicha división; cláusula con la que reforzaban los acuerdos.
Jaime I vulnera esta cláusula al conquistar Villena y, con ella, los sitios de Caudete y Sax, que al estar al otro lado del puerto de Biar, correspondían a Castilla; y el infante D. Alfonso también lo hizo al pretender Játiva que correspondía a la corona de Aragón.

Historia

La primera constancia que se tiene del Tratado de Almizra aparece en el segundo capítulo de la crónica de Jaime I, el Libro de los hechos, aunque el texto del tratado no fue publicado hasta 1905. Fueron varios medievalistas quienes intentaron atribuirse el hecho, pero fue el presbítero Roque Chabás el descubridor de un legajo sin catalogar, buscando en el Archivo de la Corona de Aragón, que resultó ser una copia del Tratado de Almizra.

Representación del Tratado de Almizra que se lleva a cabo cada año en Campo de Mirra.
El tratado fue firmado en el actual municipio de Campo de Mirra (Alicante), donde desde 1977 hay un monumento que lo conmemora y donde todos los años, el 25 de agosto durante las fiestas de Moros y Cristianos, se hace una representación teatral de su firma.
El lugar quedó definitivamente aclarado en un informe de fecha 8 de julio de 1926 de la Real Academia de la Historia en el cual confirma textualmente:
Excmo. Sr.: El actual ayuntamiento de Campo de Mirra, corresponde en parte por sus términos jurisdiccionales, con la antigua población de Almiçra (...) La sucinta relación que de la historia de este pueblo queda hecha, demuestra ser el acontecimiento más importante ocurrido en el mismo la paz firmada entre Jaime I de Aragón y su yerno el Infante Don Alfonso de Castilla, tratado que fue suscrito y concertado en el castillo de Almizra.
Si se observa la ubicación de los castillos pertenecientes a ambas coronas, se verá que los correspondientes a Castilla se encuentran en elevaciones en llano, mientras que los de Aragón están todos emplazados en zona montañosa: Jijona cierra el paso a la entrada desde Alicante por la hoya de Jijona hacia la Carrasqueta; Castalla domina toda su hoya al pie del puerto de Biar y hasta Sax; Biar defiende el acceso por su puerto; Almizra (actual Campo de Mirra) domina hasta Bocairente, el valle por el que discurre el curso alto del Vinalopó y Villajoyosa, separada de Alicante por una extensión de montañas áridas. Con esto, la Corona de Aragón consigue controlar los accesos naturales hacia el interior de sus territorios, mientras que Alfonso X consigue evitar que le sean conquistadas sus tierras alicantinas y murcianas, frenando el avance aragonés. Este resultado explicaría la extraña pretensión del castellano por Játiva, que ya se había asegurado para Aragón, forzando así Alfonso que se cumplieran las fronteras pactadas en Cazola.

Revisión posterior del tratado

En 1296 estalló una nueva guerra entre Castilla y Aragón ya que Jaime II de Aragón invadió el Reino de Murcia que ya era reino vasallo de Castilla por el Tratado de Alcaraz de 1243 violando las fronteras del tratado de Almizra. Posteriormente, se dividió el reino en dos partes y las comarcas del Medio y Bajo Vinalopó, el Campo de Alicante y la Vega Baja del Segura quedaron incorporadas al Reino de Valencia tras la firma de los tratados de Torrellas (1304) y Elche (1305).

Referencias

Bibliografía

Ferrándiz Lozano, José (1994). Data Almizrano. Siete siglos y medio de historiografía valenciana sobre el Tratado de Almizra (1244-1994). Alicante: Ateneo. ISBN 84-600-8983-5.
 ......................................
La reina Violante de Aragón, esposa de Alfonso X el sabio, hija de Jaimen I el Conquistador.
 
Según una leyenda, la reina no podía quedar encinta y el médico le mandó reposo. En 1248, al ser reconquistado Alicante para la Corona de Castilla, fue a descansar a una finca situada en los campos próximos a la ciudad, y allí fue donde quedó embarazada por lo que decidió llamar al paraje «Pla del Bon Repós» ('Llano del buen reposo'), nombre que ha quedado para la posteridad y que hoy en día es un barrio de Alicante.

Ahora, por Gloria Cabrera


AHORA
Quizás ahora
que aprendimos algo de la mecánica
de las crisálidas
y de tratados de pájaros
y ángeles perdidos

que tantas veces morimos
pero tocó seguir
hirviendo
a pecho reventado
contra el llanto
y la ausencia y su vestido de agujeros
dándonos la mano
--porque así es como se ama
en tiempos de guerra--
--y resistimos--
ahora
quizás que por locos
nos echan de los manicomios
y se despejan las incógnitas
y van quedando
los amigos
justos
ahora que más claramente
más libres
que el infinito se nos abre...
Es ahora quizás.
*Marinálida
(Gloria Cabrera)

El secreto de la crisálida. Facebook